Sala de Prensa

InversoresInstitucionalSostenibilidad

Fábrica de Zaragoza: importantes avances en sostenibilidad

01/05/2013

​​

Mejoras ambientales significativas tras la implementación de la primera fase del Plan de Inversiones de más de 23 millones de Euros.

 

En Abril 2011 el Grupo Lecta anunció un ambicioso Plan de Inversiones en la fábrica de Torraspapel en Zaragoza por un importe de 23,3 Millones de Euros asignados a 13 proyectos medioambientales con el objetivo de reducir y mejorar la calidad de los vertidos, eliminar los olores, además de posibilitar el futuro de la planta manteniendo el nivel de empleo.

 

El mencionado plan se ha puesto en marcha con la instalación de dos nuevos electrofiltros en las calderas de recuperación de la fábrica, plenamente operativos desde agosto 2012 con excelentes resultados. Esta primera actuación ha supuesto una inversión de 7,5 Millones de euros y ha hecho posible la reducción de los niveles de emisiones de partículas sólidas a la atmósfera en un 74%, superando ampliamente los objetivos iniciales, y de otros parámetros tales como el SO2, CO y SH2 que indican una notable mejora en la calidad de las emisiones.

 

Cabe destacar también que varios pr​oyectos enmarcados dentro del mismo plan se están llevando a cabo antes de lo previsto y, muestra de ello, es el comienzo de las obras en enero de 2013 para la instalación de una nueva depuradora biológica que mejorará la calidad de los vertidos del agua devuelta al medio.

 

Este gran Plan de Inversiones ambientales refuerza la posición de la fábrica de Lecta en Zaragoza, haciéndola más competitiva, en un sector que lleva años atravesando fuertes dificultades, con una importante contracción de la demanda acompañada del aumento de los costes de las materias primas así como de la energía y el transporte. En esta coyuntura, muchas fábricas del sector en Europa se han visto obligadas a cerrar.

 

Dichos proyectos suponen mantener los niveles de producción preservando el empleo directo de las más de 520 personas que actualmente trabajan en la fábrica de Zaragoza, así como su incidencia en el empleo indirecto que, según la estimación sectorial es de más de 3.000 personas.